Amarre un ajo con hilo y solucionará este problema. ¡Beneficios sorprendentes que no conocías del ajo!

1 año
7618 Visitas
Amarre un ajo con hilo y solucionará este problema. ¡Beneficios sorprendentes que no conocías del ajo!

Las infecciones vaginales por hongos son causadas por la Candida albicans,

un hongo tipo levadura que se encuentra presente en los intestinos y el área genital. El ajo puede ayudar a controlar la Candida albicans y acelerar la curación de las infecciones por hongos.





La Candida albicans se encuentra naturalmente en el organismo, especialmente en los intestinos y en el área genital. Cuando hay un crecimiento excesivo de esta levadura en la vagina, entonces es cuando se presenta la infección.

Los hongos vaginales producen ardor, comezón y algunas veces una secreción parecida al requesón. Afortunadamente el ajo puede ayudar a curar la infección y a prevenir que se formen más infecciones en el futuro.

Cómo usar el ajo contra los hongos vaginales

  • Para que el ajo sea efectivo contra los hongos se debe triturar para que se produzca la alicina. Una de las formas más sencillas es fortalecer el sistema inmune y atacar los hongos desde adentro, para esto se puede agregar ajo recién molido a las salsas, guisos, platos salteados, sopas y estofados.

También existen maneras poco convencionales de usar le ajo pero muy efectivas





  • Se pueden machacar varios dientes de ajo y envolverse en una gasa esterilizada de las que se usan para primeros auxilios y aplicarse el ajo directamente en la zona vaginal. Se amarra muy bien al final para que no se vaya a salir el ajo.
  • Se pone sobre la parte afectada, puede insertarse con cuidado a manera de tampón asegurándose de que una parte quede afuera para poder sacarlo después. El tampón no debe quedarse en la vagina por más de 4 horas.
  • Se puede introducir un diente de ajo a forma de supositorio, pero el diente de ajo no debe quedarse adentro de la vagina ya que no se disuelve solo, se debe sacar.

Una posible opción es meterle un hilo al diente de ajo usando una aguja. Se usa el diente de ajo con el hilo al estilo tampón. Importante! Con este método se corre el riesgo de que el hilo se suelte y el ajo se quede adentro. En este caso se debe ver un médico para que lo saque. El ajo no debe quedarse adentro de la vagina.

Prevención

Si usted padece de infecciones vaginales por hongos podría considerar tomar un suplemento de ajo en cápsulas. Consulte con su doctor para asegurarse que es un tratamiento conveniente para su caso.

Contraindicaciones

Se puede sentir una ligera sensación de ardor cuando se inserta el ajo, ya que el ajo puede irritar el tejido no inflamado. El ajo puede causar una secreción lechosa y acuosa que es inofensiva.

Si el tratamiento de ajo no parece estar funcionando después de uno a tres días, consulte con un profesional de la salud, le puede recetar remedios que traen un alivio más rápido. Asegúrese de decirle a su médico que ha usado el remedio de los ajos o cualquier otro remedio que haya probado.

Comentarios