joven se sorprende al ver lo que tenia en la axila derecha, visita a su medico, y mira lo que paso.

1 año
18635 Visitas
joven se sorprende al ver lo que tenia en la axila derecha, visita a su medico, y mira lo que paso.

Las protuberancias en las axilas son tumores
llamados linfadenopatia, ganglios linfáticos ampliados bajo el brazo, vienen por diferentes causas, por infección de la piel, por quistes, en ocasiones por el desodorizante, por las afeitadas,
Estas protuberancia pueden ser grandes y generar fiebre, dolores en las axilas, se pueden generar por ganglios linfáticos, por inflamación o bien por ciertas infecciones de bacteria, virus o bien cáncer.





Un joven preocupado asiste a su médico pues tenía una protuberancia en la axila derecha, le daban fiebre y mucho dolor, pensaba que era algo maligno, por el hecho de que jamás le había sucedido algo de esta manera, el médico le explicó las causas y las consecuencias de estas enfermedades, no es para atemorizarte , mas tampoco a fin de que te desatienda.

  • Estas protuberancias se deben a que por ciertas razones los ganglios linfáticos capturan organismos infecciosos o bien células de tumores cancerosos, estos aumentan de tamaño y al tocarlo lo sientes y generan dolor cuando están inflamados, en el caso de las mujeres esta protuberancia ha de ser tratada inmediatamente por la relación con las mamas, esto puede ser un síntoma de cáncer de mama.

LAS CAUSAS PUEDEN SER POR VARIOS FACTORES.

Infección bacteriana. Enfermedad por el raspón de gato, linfangitis, linfadinitis, cáncer, linfoma de Hopkins, micótica, leucemia, quistes. Por reacción alérgica, vacunas papera, infección viral y otras causas como el sida, la varicela. Los cuidados caseros son geniales para la cura de estos molestosos ganglios inficionados.
AQUÍ DEJAMOS LOS REMEDIOS QUE TE CURAN DE ESA DOLENCIA.





  • Genial antídoto es la cúrcuma, una condimenta muy usada en la india, ciertos estudios han probado que algunos compuestos de la cúrcuma tiene efectos antifungicida, anti bacteriano, antiinflamatoria y diurética.

Preparación una cucharadita de cúrcuma, en un vaso de agua y tómelo una vez al día por siete días. Si deseas la puedes tomar asimismo con leche caliente, en jugos naturales, es de agradable sabor.

  1. Coja 2 hojas de la mata de ají, caliéntese, póngale un tanto de mentol y déjala por una hora sobre el furúnculo, este madurará la cabeza o bien la parte más roja que semeja tener una boca y le asistirá a sacar el pus y a desinflamar la parte perjudicada. Haga esto por 3 días seguido hasta el momento en que salga todo el pus.

El ajo es antibacterial y fungicida, antiinflamatorio, si el tumor esta naciente, machaque un diente de ajo, saque su jugo y póngalo de manera directa en la parte perjudicada.

  1. La albaca y el perejil lo puedes emplear separadamente para lavado de la parte perjudicada. Coge un puñado de estas hojas ponlas en agua caliente, machacarlas hasta sacar su esencia, cuela-la y deja enfriar, te lavas hasta 3 veces al día con esta agua, te purifica el área y te desinflama, por ser hojas anti bacterianas y antiinflamatorias.

Los paños de agua tibia asisten mucho, emplea una gaza y limpia la parte perjudicada, pon los paños de agua tibia ya antes de acostarte, cerca de la parte perjudicada ponte un tanto de mentol suavemente para no herirte, esto calma el dolor, no lo masajee mucho, te puedes abrasar.

Comentarios