10 cosas que nunca debes hacerle a tu coco ¡Presta atención!

Además de tener demasiado higiene, hay muchas cosas que crees estar haciendo bien pero en realidad están afectando tu vagina y la salud de tu cuerpo. A continuación te dejo esta lista de cosas que debes evitar para mantenerte saludable. Toma nota y evítalas por completo.

1. Utilizar panti protectores diario.
Muchas personas dicen que usar panti protectores ayuda a proteger a tu vagina de la ropa interior pero esta es una completa farsa. Estos productos fueron creados para absorber las secreciones que normalmente salen por el canal vaginal al principio y al final de cada menstruación, si los utilizas diario, harán que tu vagina esté mucho más húmeda y sea propensa a contraer alguna infeccion.

2. Tomar duchas vaginales.
Aunque creas que después de una ducha vaginal, tu vagina va a quedar como nueva, esto s productos contienen químicos que alteran su PH natural, haciendo que sea más propensa a contraer infecciones.

3. Tomar baños de vapor y exponer a la vagina.
La vagina es muy delicada, y los baños de vapor podrán relajar tu cuerpo, pero pueden llegar a quemar tu zona íntima o hacer que aparezcan irritaciones.

4. Utilizar lubricantes.
Todo mundo dice que son muy buenos para el sexo, pero ¿alguien habla de lo malos que son para tu vagina? Estos productos contienen químicos que pueden ser sumamente peligrosos al introducirse en tu zona íntima. Recuerda que es sumamente delicada. ¡Aguas!

5. Limpiarte de forma incorrecta después de ir al baño.
La vagina está muy muy cerca de la zona del recto, la cual contiene demasiadas bacterias. Si vas al baño, no te limpies de atrás para adelante, siempre hazlo de la vagina hacia atrás para evitar que esas bacterias entren en tu vagina.

6. Utilizar jabón en barra.
El jabón también altera el PH natural de tu cuerpo, lava tu vulva con agua tibia o con jabones neutros. Hay otros especiales para tu zona íntima que no contienen químicos ni alterarán su PH.

7. Durante el sexo, no “jueguen con alimentos”.
Sobre todo con chocolate, crema batida o cosas dulces ya que estos alimentos altos en azúcar afectan directamente los lacto bacilos de tu zona íntima y pueden ocasionar infecciones, sobre todo si los aplicas en la zona interna.

8. Usar ropa interior sintética.
Esas prendas de encaje pueden verse muy lindas cuando quieres lucírselas a tu amorcito, pero no las utilices diariamente. Las prendas sintéticas evitan que tu vagina respire y se humedezca, lo cual ocasionará infecciones. Prefiere prendas de algodón.

9. Utilizar prendas muy apretadas.
Usar pantalones muy ajustados hace que tengas problemas en vías urinarias ocasionando cistitis y dolor. Evita pasar un mal rato y dale a tu cuerpo un respiro al menos 4 veces a la semana.

10. Dormir con ropa interior.
Esto es algo que casi todas las mujeres hacemos, pero muy pocas saben el daño que realmente ocasiona a tu vagina cuando lo haces. Al igual que usar prendas apretadas y ropa interior sintética, haces que por la noche tu vagina no respire y puede ocasionar infecciones.