Para Huesos Fuertes Y Sanos, Consumir Calcio No Es Todo Lo Que Debes Hacer

1 año
1661 Visitas
Para Huesos Fuertes Y Sanos, Consumir Calcio No Es Todo Lo Que Debes Hacer

2 estudios recientes encontraron que las personas que tomaban dosis extras de calcio, tanto en forma de pastillas como el que poseen algunos comestibles, no estuvieron a salvo de las fracturas.





Más tarde, ciertos medios publicaron artículos con mensajes no comprobados, con titulares como “El calcio procedente de suplementos o bien lácteos no robustece el sistema oseo”.

Por tanto, ofreceremos un Vista general a fin de que te asegures de que están consiguiendo calcio suficiente, aparte de otros consejos a fin de que resguardes la salud de tus huesos.









Los 2 estudios que provocaron la confusión examinaron cincuenta y nueve investigaciones sobre densidad ósea que implicaron a trece,790 personas mayores de cincuenta años, tal como más de cuarenta y 5mil individuos que padecieron fracturas óseas.

Aumentar el consumo de calcio acrecienta sutilmente la densidad ósea en ciertas personas y reduce la posibilidad de fracturas en otras, mas estudiosos afirmaron que las ventajas de eso eran pequeñísimos, aparte de facilitar la capacitación de cálculos nefríticos en ciertas personas.

Eso es una mala nueva si has estado en dependencia del calcio únicamente para asegurar que una de cada 4 mujeres y uno de cada veinte hombres en América del Norte que experimentan debilidad ósea. La verdad es que el calcio y los huesos son solo una parte de la historia.

El calcio ayuda a regular la presión arterial, a la función muscular y a la producción DEhormonas. Si no tienes suficiente calcio en tu organismo, tu cuerpo se alimenta del noventa y nueve por ciento guardado en tu esqueleto. No obstante, para tener huesos fuertes precisas más que un mirefrigeratorneral.









Prosigue estos 5 pasos para tener huesos sanos, mas no suprimas los lácteos ni los suplementos de tu lista de compras.

Agrega 1,000 unidades al día de vitamina D-tres, asimismo famosa como colecalciferol, puesto que te ayuda a tu organismo a absorber y usar el calcio. Solicita a tu médico que te haga análisis para poder ver la concentración de calcio, que ha de estar sobre treinta. Lo idóneo sería tenerla entre cincuenta y ochenta.





No consumas suplementos de calcio en demasía. Examina la cantidad que ingieres a diario en los comestibles. Cada ración de productos lácteos te da en torno a trescientos mg de calcio, mas los cereales y jugos fortificados duplican esa cantidad. El pan integral y las verduras, como media taza de espinacas, por servirnos de un ejemplo, te dan entre sesenta y ciento veinte mg de calcio por ración.

La mayor parte de las mujeres consiguen unos seiscientos veinticinco mg diarios de calcio en los comestibles que consumen, al paso que los hombres ingieren unos ochocientos diez mg. Lo idóneo es que consumas 1,000 mg diarios, procedentes de los comestibles, si eres una mujer menor de cincuenta y uno años o bien un hombre menor de setenta y uno años. Tras esas edades, la cantidad ha de ser de 1,200 mg diarios provenientes de los comestibles. Compensa los seiscientos mg sobrantes con suplementos, mas no exageres. Demasiado calcio no favorecerá a tus huesos y puede provocar que desarrolles cálculos en los riñones, aparte de acrecentar el peligro de cáncer de próstata y de mama.









Evita las cosas que te quitan calcio, como fumar, ingerir mucha sal, tomar demasiado alcohol, tomar refrescos o bien café en demasía puede acrecentar el peligro de sufrir osteoporosis.

Las mujeres no deben tomar más de un trago de alcohol diario y los hombres 2. No tomes refrescos ni adquieras comidas veloces, sopas envasadas, salsa para espaguetis en frascos, y lee las etiquetas de esos productos.

Científicos suecos encontraron que tomar 4 tazas de café al día puede acrecentar la debilidad ósea en un veinte por ciento, lo que aumenta el peligro de fracturas. No obstante, si consumes veinte mg de calcio en todos y en cada comida del dia , lo que equivale a una cucharada de leche en una taza de café, puede reducir ese peligro.

Por si fuera poco, no olvides las proteínas. Consumir suficiente contribuye a que tus músculos y huesos se sostengan fuertes. Mas trata de conseguir ese calcio de yogur heleno sin grasa, de 3 onzas de pescado o bien pollo sin piel, o bien de una taza de frijoles negros, blancos o bien rojos, o bien de un emparedado de mantequilla de maní con pan integral.

Estimula a tus huesos haciendo ejercicios. Tal y como si fuera un proyecto de reparación inacabable, las células en tus huesos están efectuando tareas incesantes de reconstrucción para sostener fuerte la estructura ósea.

Pasear o bien trotar son buenos ejercicios para los huesos, tal como hacer pesas. Por tanto, incluye en tu rutina de actividades físicas al día estas prácticas.

Una investigación de la Universidad de Missouri encontró que los hombres que hacían entre sesenta y ciento veinte minutos de alzamiento de pesas o bien practicaban saltos semanalmente mejoraron su densidad ósea tras 6 meses en esa rutina. Te invitamos a cincuenta saltos diarios.

Comentarios